CANTOS DE AMOR Y NATURALEZA

SEDUCCIÓN

SEDUCCIÓN

Ninguna otra mis pupilas llena;

y si las miro, no dudéis, señora:

lo que disperso en otras enamora

vuestra beldad lo junta en gracia plena.

Dante Alighieri

De azúcar son tus pechos nacarados,

de cielo tu mirada luminosa,

oro tu cabellera esplendorosa,

de carmín son tus labios deseados.

 

Mis sentidos los tengo ensimismados

al contemplar mujer gentil y hermosa,

ciertamente la flor más asombrosa

admirada por ojos extasiados.

 

Recitarte mis versos hoy quisiera,

susurrarte  al oído suavemente

y que en tu corazón amor naciera;

 

estrecharte en abrazo tan ardiente

que a ti yo seducirte consiguiera.

¡Amor que nuestro espíritu contente!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *